A dos bandas, encuentro entre Compases del Duero y Ayllón

lunes, 13 de mayo de 2019
MúSICA - La carpa municipal de San Esteban de Gormaz acogió la primera edición del encuentro de bandas de música, que, bajo el título A dos bandas, reunió a la formación Compases del Duero, como anfitriona, con la Villa de Ayllón.

La carpa municipal de San Esteban de Gormaz acogió la primera edición del encuentro de bandas de música, que, bajo el título A dos bandas, reunió a la formación Compases del Duero, como anfitriona, con la Villa de Ayllón que demostró la calidad de ambas formaciones que les une su pasión por la música, un director que imparte también clases en la villa ribereña y dos pueblos unidos que tienen muchos puntos en común.

La primera parte de concierto fue un recital de la banda de Ayllón, dirigida por Alberto Brogeras García, que interpretaron el pasadoble Ayamonte, la emotiva La vida es bella de Nicola Piovani, El huésped sevillano, una zarzuela que fue un éxito desde su inicio. A estas piezas se sumaron la pieza Abba Gold, una recopilación de las canciones más conocidas del popular grupo sueco y finalizó el repertorio con el recopilatorio Latin Gold, de Paul Lavander, que casi hizo danzar al público que lleno este espacio, donde las más de 320 sillas se quedaron escasas para acoger a los asistentes.

Tras la formación segoviana subió al escenario los músicos de Compases del Duero, dirigidos por Jessica Redondo Fresno, que ofreció su personal visión del repertorio musical, con una renovación de piezas más modernas, en las que hubo un equilibrio y combinación de distintos estilos. Así comenzó el concierto con la pieza El Cid, rememorando a las batallas de moros y cristianos, que trasladó al auditorio a tierras de Alcoy. Tras la primera canción, la segunda en su repertorio fue Manuela Calzada, un original pasodoble que escondía el nombre de la persona a la que en su día estuvo dedicada, una amiga del autor, David Rivas Domínguez. El repertorio continuó con una original En un mercado persa, una conocida obra de 1920 que combina distintos ritmos en función de si hace referencia a los camelleros del mercado oriental, la entrada de la princesa, el canto de los mendigos, la majestuosidad del califa o los malabaristas y mendigos. Su actuación en solitario finalizó con la rockera Highway to the hell, la obra de AC/CD que recuerda los kilómetros que la banda australiana tuvo que rodar para encontrarse con sus fans.

Tras su actuación por separado, las dos bandas se volvieron a unir, sumando sobre el escenario cerca de 80 músicos, que interpretaron al unísono dos piezas, la primera un pasodoble dirigido por Alberto Brogeras, una Ragó Falez, que hace un guiño a la historia de su creación, en la que su autor, Emilio Cebrián Ruiz, tuvo camufló el hombre de Rafaela González en acrónimo.

El broche de oro musical lo pusieron ambas bandas bajo la dirección de Jessica Redondo, interpretando una Queen in concert que hizo un repaso a la historia del popular grupo de rock, que llenó de emoción al público, que no dudó en acompañar con palmas esta brillante actuación.

Tras el intercambio de detalles por parte de sus respectivos Ayuntamientos como recuerdo de esta edición que confían no sea la única sino un bonito inicio.

 

 

Informa Ana Hernando
Portal creado por JuaNPa, con la colaboración especial de Ana Hernando y de los habitantes del municipio de San Esteban de Gormaz
© 1997-2019 - sanesteban.com - 22 años acercando San Esteban de Gormaz al mundo.