Compases del Duero ofrece un concierto desde los ojos de María

viernes, 26 de abril de 2019
MúSICA - Este fin de semana, la banda de música Compases del Duero ofrecerá un concierto conjunto con la banda municipal de Ayllón.

La banda Compases del Duero de San Esteban de Gormaz ofreció un concierto que, bajo el título Dulce nombre de María, permitió ofrecer un repaso de la Semana Santa musical bajo la mirada de la Virgen María, en una obra única y delicada, que reunió un programa de marchas procesionales que llenó la parroquia de San Esteban de Gormaz.

El repertorio, que incluyó obras como Jerusalén, de José Vélez, Hosana in excelsis, de Oscar Navarro, Mater mea, de Ricardo Dorado, Estrella, reina del cielo de José Mena Hervás, una saeta con arreglos de Guillermo Fernández Ríos, Camino del Sepulcro de David Rivas Domínguez y La promesa de Daniel Ros Hernández, concluyó con los bises, ante un auditorio que se puso en pie ante la majestuosidad de las obras para cerrar el concierto con una pieza que daba nombre a todo el concierto, Dulce nombre de María.

El concierto de la banda sanestebeña, dirigido por Jessica Redondo Fresno, tuvo una duración de una hora y como hilo conductor la voz de María, que explicó la semana de Pasión, desde el desgarro de perder a un hijo a manos de Dios. Así el guión, realizado también por la asociación musical, se inició con la entrada de Jesús en Jerusalén, en un templo que estaba presidido precisamente por la imagen de la Borriquilla, el único paso de Semana Santa que ya estaba en el interior del templo sanestebeño y que fue testigo de excepción de un concierto en el que el dolor por la muerte y Crucifixión de Jesús, erizó la piel del público ante piezas interpretadas con solemnidad por estos 50 músicos que cada concierto siguen subiendo el listón musical e interpretativo

Informa Ana Hernando
Portal creado por JuaNPa, con la colaboración especial de Ana Hernando y de los habitantes del municipio de San Esteban de Gormaz
© 1997-2019 - sanesteban.com - 22 años acercando San Esteban de Gormaz al mundo.